Home > Archives > La Biblia Dice >
.
Definiendo los Momentos
.
Fotografía: Ron Chapple
“Definir nuestros momentos nos coloca frente al foco de luz… Nuestro carácter no se desarrolla durante esos momentos –¡se exhibe!” Estas palabras del último libro de John C. Maxwell titulado Leadership Gold, me desafió a considerar definir los momentos de mi vida.*

Más que los puntos culminantes de un bautismo, graduaciones, casamientos, adopciones de hijos y del logro profesional, el autor me insta a considerar los momentos de quebrantamiento: fracasos personales, el impacto en mi vida de relocaciones geográficas, crisis en la vida familiar, la enfermedad terminal de mi esposo, la muerte de mi padre y de otros amigos y miembros de la familia –eventos que me han tomado por sorpresa.

Maxwell sugiere que esa definición de los momentos son “intersecciones que nos ofrecen la oportunidad de cambiar de dirección y buscar un nuevo destino. Hay momentos que les dicen a los demás quiénes somos –sin la máscara para ocultarnos tras ella”.

Nunca Será la Misma Persona

Cuando leo: “Usted nunca será la misma persona después de definir un momento anormal y, por qué lo que se define por “normal”, no funciona en ese momento”. Subrayé esa frase. Nunca antes pensé acerca de ello.

Luego, mientras marcaba mi calendario 2009, me preguntaba cuáles de esos días tendrían momentos para definir durante este año: marqué las fechas de los cumpleaños de los miembros de nuestra familia; anoté los días cuando mi marido estará fuera de la ciudad; escribí las citas que tengo con mi iglesia; anoté la fecha de mi próximo examen dental; registré la fecha de mi reunión con un amigo que es misionero estudiante en la India; anoté futuras citas médicas; escribí los nombres de los novios de dos bodas a las que asistiremos en mayo; subrayé la velada del martes cuando recibiré a un grupo de 14 invitados en mi casa; hice un círculo a los días de vacaciones e, incluso, dibujé un corazón sobre la fecha que indica nuestro aniversario de bodas número 41.

No podía sino preguntarme lo que quizás ocurra en este 2009 y que me vaya a tomar por sorpresa. Así que escribí estas palabras en una notita adhesiva que puedo pasar a mi calendario mes-a-mes de este año: “Así que no se preocupen por lo que pasará mañana. Ya tendrán tiempo para eso. Recuerden que ya tenemos bastante con los problemas de cada día” (Mateo 6:34).

Con ese texto bíblico junto a una oración, colgué mi calendario 2009 sobre la pared sabiendo que Aquel que debió sufrir el tener clavos en sus manos y pies debido a mis pecados, me sustentará durante aquellos momentos que definiré este año.

Si desea hacer algún comentario sobre este artículo, diríjase aLea los comentarios de nuestros lectores
______________________________

Por Carole Kilcher. Derechos © 2009 de GraceNotes. Todos los derechos reservados. Traducido por Chari Torres. El uso de este material está sujeto a pautas de uso. El texto bíblico ha sido extraído de la versión TRADUCCION EN LENGUAJE ACTUAL, © 2002, *John C. Maxwell, Leadership Gold (Nashville, Tennessee: Thomas Nelson Publishing, 2008) pp.20-28.


SiteMap. Powered by SimpleUpdates.com © 2002-2016. User Login / Customize.