Home > Archives > La Familia es lo Primero >
.
Diestra Dadora
.
Fotoografia: Maxime Perron Caissy
Jesús ofrece un poderoso consejo en cuanto a lo que damos en Mateo 6, advirtiéndonos en contra de dar exhibiéndonos, como vanagloriándose. Por el contrario, Jesús hace esta recomendación en los versículos 3 y 4: “Más bien, cuando des a los necesitamos, que no se entere tu mano izquierda de lo que hace la derecha, para que tu limosna sea en secreto. Así tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará.”

Cuando recientemente leí esos versículos, recordé un hermoso acto de generosidad concedido a mi esposo hace casi tres años. Acercándose el nacimiento de nuestro segundo hijo, las inesperadas vueltas de la vida nos dejaban más que inseguros financieramente. Dios nunca falló en suplir nuestras necesidades y tratábamos de no quejarnos, pero nuestro presupuesto siempre lucía apretado.

El Sobre

Un sábado después de un almuerzo de camaradería, los miembros de nuestra iglesia nos hicieron una fiestecita para celebrar la llegada del bebé, regalándonos pañales y ropitas para su ansiado arrivo. Luego, mientras mi esposo ponía todos los regalos en el maletero del carro, se acercó un miembro de la iglesia. Conocíamos a ese señor, pero no demasiado, y tampoco esperábamos recibir un regalo de parte suya. Jim* le extendió un sobre a mi esposo, diciéndole simplemente que era un pequeño regalo para nosotros y que por favor lo mantuviera en secreto. Y luego, agregó: “¡Preferiría que ni siquiera mi mano izquierda supiera de esto!” Más tarde, ya en el carro, descubrimos que el modesto sobre de Jim contenía un cheque de $200.00 –un regalo muy anhelado y apreciado.

Jim es un cristiano generoso y preocupado por los demás, aunque también es un poquito excétrico en la forma en que enfrenta la vida y la manera como se expresa. Hasta el momento no entiendo mucho sobre su comentario de la “mano izquierda”, excepto que fue diferente y muy al estilo de Jim. Aunque el texto de Mateo 6 me era familiar, de algún modo nunca se cruzó por mi mente hasta mucho después que Jim se refiriera al deseo de practicar los consejos que nos dejó Jesús.

Inmediatamente le escribimos una notita de agradecimiento a Jim, aunque sé que la verdadera recompensa por su humilde generosidad vendrá de parte de Dios.

*Este no es su verdadero nombre.

Si desea hacer algún comentario sobre este artículo, diríjase a Lea los comentarios de nuestros lectores
______________________________

Por Hannah Henry. Derechos © 2011 de GraceNotes. Todos los derechos reservados. Traducido por Chari Torres. El uso de este material está sujeto a pautas de uso. El texto bíblico ha sido extraído de la versión NUEVA VERSION INTERNACIONAL ® 1999.


SiteMap. Powered by SimpleUpdates.com © 2002-2016. User Login / Customize.